Flamencos en una pata

Aves esbeltas y elegantes. De plumaje rosado, cuellos alargados, picos característicos y de patas largas y flacas. Son los preciosos flamencos.

Estas aves pertenecen al género Phoenicopterus. Se han descrito tres especies: el flamenco común (Phoenicopterus roseus), el flamenco austral (Phoenicopterus chilensis) y el flamenco rosado o americano (Phoenicopterus ruber).

Viven en cuerpos de agua poco profunda y salina. Anidan y descansan en bancos de arena, marismas, islas o zonas pantanosas. Su pico está adaptado para buscar alimento en el barro. Se alimentan de moluscos, crustáceos, gusanos anélidos, insectos o larvas acuáticas, peces pequeños, etc.

Lo curioso es que las crías de flamenco tienen el plumaje blanco. A medida que crecen y se alimentan, su plumaje va tornando al rosado, debido a los carotenoides (pigmentos) presentes en su alimento (pequeños crustáceos).

¿Por qué los flamencos se paran en una pata?

Hace poco estuve en un parque zoológico por trabajo y pasé por el estanque donde estaban estas preciosas aves. Varias de ellas estaban quietas y paradas sobre una extremidad… ¿Por qué? ¿Les es más cómodo dormir o descansar en una pata?

Se piensa que los flamencos se paran sobre una extremidad para reducir la fatiga muscular o la pérdida de calor. La hipótesis de la fatiga muscular supone que permanecer de pie durante largos períodos requiere niveles suficientemente altos de fuerza contráctil activa que fatiga los músculos y por eso necesitan alternar la postura de una pata a la otra. Por el contrario, la hipótesis de la pérdida de calor supone que el costo energético de activar los músculos para la postura de una sola pata es menor.

En un reciente estudio el equipo científico analiza los aspectos de la postura que adopta un flamenco mientras duerme.

Por un lado, mediante el estudio de la anatomía musculo-esquelética de un cadáver de flamenco, llegaron a la conclusión de que existe un mecanismo donde las articulaciones de la pata mantienen una postura sin fuerza muscular activa. Usando otro cadáver de flamenco lograron ponerlo de pie (en una sola pata) y mantener la postura, siempre y cuando la extremidad esté exactamente debajo (centro de masa) del cuerpo.

A la izquierda se muestra un diagrama de un flamenco dormido. A la derecha, el diagrama de fuerzas. Aquí se postula que la fuerza de reacción vertical (Fy) es igual al peso corporal (m.g) “con insignificantes fuerzas horizontales” (Adaptado de Chang et al., 2017).

Por otro lado, caracterizaron la postura en animales vivos. Utilizaron una placa de fuerzas (como una báscula pero más sensible) para medir el desplazamiento del centro de presión y observaron que mientras el ave estaba de pie y activa, el balanceo era grande, sin embargo, éste se redujo siete veces mientras las aves dormía en una pata.

Si bien en este estudio no hay evidencias directas sobre la actividad muscular, es la primera prueba que sugiere que los flamencos duermen en una pata simplemente porque requiere menos energía.

Bibliografía consultada:

-Young-Hui Chang, Lena H. Ting. 2017. Mechanical evidence that flamingos can support their body on one leg with little active muscular force. Biol. Lett. 2017 13 20160948; DOI: 10.1098/rsbl.2016.0948. Published 24 May 2017

-BirdLife International. 2016. Phoenicopterus chilensis. The IUCN Red List of Threatened Species 2016: e.T22697365A93610811. http://dx.doi.org/10.2305/IUCN.UK.2016-3.RLTS.T22697365A93610811.en. Downloaded on 28 December 2017

 

por Emma O’Brien

Bióloga comprometida con la educación y divulgación de las Ciencias.
@emma_obrien_e

Si te ha gustado el artículo te pedimos que nos ayudes a difundirlo. Compartir el conocimiento hace al cambio. Puedes hacerlo mediante la botonera que está debajo. ¡Gracias!

No hay Comentarios

Deja un Comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies